Todos los países
Puja en el Gobierno por el acuerdo con la UE — Noticias y fotos en Allbiz Argentina
Todas las secciones
All.BizArgentinaNoticiasEconomíaPuja en el Gobierno por el acuerdo con la UE

Puja en el Gobierno por el acuerdo con la UE

24 Oct 2013 09:46 | Economía

Hubo profundas diferencias de criterio, varios pases de factura y sólo una coincidencia se arrojó sobre la mesa: la necesidad de que la Argentina presente cuanto antes una oferta comercial en el Mercosur para llevar a la Unión Europea (UE) a fines de año en función de un eventual acuerdo de libre comercio para no quedarse atrás de Brasil.

Sobre estos tópicos discutieron anteayer los ministros de Economía, Hernán Lorenzino, y de Industria, Débora Giorgi; el secretario de Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería, Augusto Costa, y la secretaria de Comercio Exterior, Beatriz Paglieri, en un encuentro que mantuvieron con sus equipos en la Cancillería. La idea era avanzar en la presentación de un listado de 100 productos argentinos para llevar como oferta al acuerdo de libre comercio entre la UE-Mercosur. Pero nada de esto pudo resolverse. Las diferencias profundas entre los diferentes sectores de la Casa Rosada impidieron por ahora que se arribe a una oferta común para la UE. Algunos dicen que la Argentina podrá ofertar un 75% de su producción. Pero tanto en la Cancillería como en otros ministerios niegan esta posibilidad.

"No hay nada cerrado y las ofertas dependerán de cómo se encuentre parado cada sector empresario", reflexionó ante LA NACION un destacado funcionario que estuvo en la reunión de la Cancillería. A su vez, la decisión de la UE de poner trabas arancelarias al biodiésel argentino empantanó las discusiones entre los funcionarios y la posibilidad de cerrar un listado de productos probables de someter al libre comercio con Europa quedó trabada.

Para avanzar cuanto antes en este sentido y despejar rápido las diferencias se acordó convocar en las próximas semanas en la Casa Rosada a diferentes grupos empresarios para analizar los productos que se podrán presentar en la oferta de libre comercio con la UE.

La premura del Gobierno por presentar la oferta a la UE tiene una explicación sensible para el Mercosur: Brasil ya acordó que el 6 de noviembre viajarán los ministros de Industria, Fernando Pimentel, y de Relaciones Exteriores, Luiz Alberto Figueiredo, a Bruselas para avanzar en la presentación de una oferta que rondaría el 80% de su producción y aceitar un cronograma probable de negociación con los referentes europeos. Esto implicaría que desde fines de 2014 se podrá fijar un plazo de diez años como fecha límite para que Brasil y la UE empiecen con el acuerdo de libre comercio.

Si la Argentina no presenta antes del 31 de diciembre próximo una oferta para la UE, ello significaría poner en marcha aquella hipótesis de la "doble velocidad" en los canales de negociación con Europa. Así, Brasil llevaría la delantera. Le podrían seguir detrás Uruguay y Paraguay. En este escenario posible, la Argentina se quedaría rezagada, junto con Venezuela. Pero en la práctica esto podría significar una ruptura sin retorno del Mercosur.

"La amenaza de que Brasil empiece a negociar por su lado con la UE está presente y la administración de Rousseff está mejor preparada que la nuestra en este aspecto", se sinceró ante LA NACION un funcionario que conoce la negociación.

En Brasil tratan de restarle importancia al asunto y descartan de plano que Itamaraty negocie unilateralmente con Europa. "Nada de esto se puede hacer porque el Mercosur lo impide en su carta fundacional. No vamos a dejar afuera de una negociación con la UE a la Argentina ni a ningún otro país", reflexionó tajante ante LA NACION un diplomático de Brasilia.

En Europa hay divergencias en este punto. Algunos países creen que Brasil podría avanzar con velocidad en un acuerdo de libre comercio y fijar fechas de negociación antes que el resto de sus socios. En cambio, otros entienden que "no será rentable" negociar con Brasil y dejar a un lado el potencial comercial de la Argentina.

Nada está dicho aún, pero las diferencias en el Gobierno y la celeridad de Brasil no hacen más que imponer tensión al tema.

Fuente:  La Nación

Noticias de rúbrica: Economía

Comparar0
BorrarLos elementos seleccionados: 0